Mamita de todos

Un día más de estudio y trabajo, el diario vivir en la Facultad de Lengua y Comunicación de la Universidad de Camagüey (UC) “Ignacio Agramonte Loynaz”. Al final del pasillo es común encontrarse a María Magdalena Jacob, la cariñosa gestora que temprano en la mañana se encarga de abrir las aulas y mantenerlas en orden para los estudiantes de Periodismo y Comunicación Social.

Durante casi los 30 años que lleva laborando en la primera Universidad creada por la Revolución Cubana, Mamita, como la llama gran parte de la comunidad universitaria, se ha ganado el respeto y la confianza de profesores, trabajadores no docentes y alumnos de este centro.

Cada jornada, al llegar a su área laboral, con preocupaciones pero con suficiente amor, dedicación y las fuerzas que, a pesar del tiempo conserva, se encarga de realizar sus tareas habituales, poner en orden cada aula y ocuparse del bienestar de todos, cuando como cualquier otra  trabajadora cubana tiene hogar, familia y problemas personales por resolver.

En su casa Mamita debe ocuparse de su esposo enfermo y del quehacer diario, con algo de cansancio y agotamiento por la larga jornada de trabajo en la facultad. Todavía así, con su edad y las enfermedades que por sus canas le aquejan, desarrolla con  mucha responsabilidad y entrega sus funciones.

Ella respira satisfacción cuando los estudiantes se le acercan para saludarla, conversar o simplemente pasar un tiempo agradable en su compañía. Confiesa que a pesar de no estar cerca de su familia, los problemas y las enfermedades, se siente como en familia, se siente madre, tía o amiga de cada persona busca aproximársele, porque sabe que la quieren y la tienen presente. Alumnos y profesores forman parte importante de su vida.

María Magdalena Jacob, mujer con fuertes convicciones, grandes desafíos y hermosas virtudes, capaz de envolver a todos con su carisma y amistad. Vive cada uno de sus días en un pasillo universitario, prestando servicio y ayuda a quienes la necesiten. Mamita pasa el tiempo, sabiéndose compañera, amiga, madre, orgullosa de ser mujer, orgullosa de su otra familia.

Texto y foto: Lianis Vega Domínguez (estudiante de Periodismo)

2 comentarios en “Mamita de todos

  1. Felicitaciones a Lianis Vega Domínguez, periodista en ciernes, por su sensibilidad y por hacernos ver desde los afectos las grandezas cotidianas y muchísimas felicidades a “Mamita” por demostrar con humildad y decoro la utilidad del trabajo honrado y el cariño tan necesario a nuestros estudiantes.
    Para ambas mis respetos.

    Prof. Matilde Varela Aristigueta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *