Misión de Cuba en la ONU denuncia la extraterritorialidad del bloqueo de EEUU

Foto: Razones de Cuba.

La misión de Cuba ante la ONU denunció hoy por medio de un comunicado el aumento del carácter extraterritorial del bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos contra la isla caribeña.

Son muchos los ejemplos de la aplicación extraterritorial del bloqueo, recrudecido con la decisión del Gobierno de Washington que permite -al amparo del Título III de la Ley Helms-Burton- la posibilidad de tomar acción judicial en tribunales norteamericanos contra entidades que trabajen con propiedades nacionalizadas en la década de 1960, indica el texto.

Esta disposición ataca la libertad de comercio y refuerza el carácter extraterritorial de las sanciones contra Cuba, además de dañar las relaciones económicas y comerciales de la Isla con la comunidad internacional, añade.

“La Ley Helms-Burton, violatoria de principios del Derecho Internacional como la libre determinación de los pueblos, la libertad de comercio, la igualdad soberana y la no injerencia en los asuntos internos de los Estados, es totalmente inaplicable en Cuba”.

El comunicado recuerda la Ley 80 de Reafirmación de la Dignidad y Soberanía Cubanas, aprobada por la Asamblea Nacional del Poder Popular en diciembre de 1996, la cual declara ilícita la mencionada normativa estadounidense y sin valor ni efecto jurídico alguno en territorio cubano.

La misión cubana menciona varios casos que evidencia el carácter extraterritorial del bloqueo. Por ejemplo, el 1 de junio de 2018, la sucursal en Luxemburgo del banco holandés ING se negó a realizar una transacción procedente de la empresa e-Time Corp. dirigida a la compañía CUBAEXPORT.

El 12 de junio de 2018, la sucursal en Nueva Zelandia del Australia and New Zealand Banking Group envió una carta a la Asociación de Agencias de Viajes de Nueva Zelandia, para informar que se prohibía cualquier transacción o trato relacionado (directa o indirectamente) con países bajo sanciones de Estados Unidos, incluyendo a Cuba.

La sucursal en Brasil de la compañía estadounidense FEDEX canceló el 2 de agosto de 2018 los servicios a la embajada y los consulados cubanos en ese país, a partir de instrucciones recibidas de su casa matriz en Estados Unidos, debido a que la isla se encuentra bajo sanciones de la OFAC.

Esto mismo ha sucedido con las cuentas de las misiones cubanas en Santa Lucia, Saint Kitts y Nevis y Bahamas.

Otro ejemplo de esto ocurrió el 2 de octubre de 2018, cuando el hotel Hilton Fukuoka Sea Hawk, en Japón, canceló una reserva de la embajada de Cuba en ese país por indicación de su casa matriz en Estados Unidos. Además, alegó que no podía prestar sus servicios debido a las sanciones norteamericanas.

El 29 de noviembre de 2018, el banco de capital privado Halyk Bank, fusionado con el banco KAZKOM, en Kazajstán, envió una carta a la embajada de Cuba en ese país tras el congelamiento temporal de sus cuentas, el cambio de numeración sin previo aviso y el cobro de una alta comisión bancaria.

La misiva trasladó que la decisión se debió a las regulaciones del bloqueo.

El 21 de agosto de 2018, el banco panameño MULTIBANK cerró la cuenta corriente en dólares a la compañía Cubana de Aviación S.A en Ciudad Panamá.

Luego, en febrero de 2019, la empresa MEDICUBA recibió varias comunicaciones de proveedores con los cuales tenía contratos firmados, informando que el Banco MULTIBANK de Panamá anunció el cierre de las cuentas a Cuba.

Tomado de Cubadebate (Con información de Prensa Latina)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

15 + 9 =